CORFO accedió a hacer un sumario interno tras las denuncias

0
57

Finalmente y a raíz de las denuncias realizadas ante la justicia por los regantes, el CORFO accedió a realizar sumarios internos para investigar presuntas irregularidades.

El propio Administrador General, León Somenson, emitió una resolución ante la insistencia de los productores, en la que promete indagar sobre las facturas cuestionadas, sobre los movimientos del gerente administrativo Cristian Eval, y hasta sugerir a la Provincia la conformación de una comisión sumarial.

Desde el Consorcio Hidráulico del Valle Bonaerense, indicaron que con esto, “hemos pasado del ‘no pasó nada’ al ‘hay que investigar y está pasando de de todo'”.

“Destacamos que con la resolución se va lentamente reconociendo la realidad, que la administración de CORFO Río Colorado es un desastre por inconsistencias y actividades delictivas. Y seguimos exigiendo que nos exhiban en qué gasta y cómo gasta el dinero que aportamos”, añadieron.

Vale recordar que la denuncia penal contra las autoridades del organismo fue por los posibles delitos de facturas apócrifas, falsificación, estafa, encubrimiento, malversación de caudales públicos y/o asociación ilícita.

Se detectó una factura de Lorena Alejandra Costantini, de profesión fotógrafa y con vínculo familiar con un empleado, realizada al CORFO por la suma de $ 231 mil en concepto de la realización y reparación de un puente del canal unificador III, descripto en la factura emitida.

Según los registros de AFIP, la mujer inició actividades como contribuyente el 1/07/2020 y expidió la factura cuestionada el día 8/07/2020, con numeración 1 del talonario electrónico.

Los denunciantes advierten que Constantini no posee experiencia ni antecedentes en el desarrollo de la actividad y que el pago fue efectivizado y girado por el gerente administrativo.

Subrayan además los denunciantes que para llegar a ese pago, primero fue necesaria la autorización del gerente técnico Marcos Aragón, a cargo de la solicitud de presupuestos y aprobaciones, y el gancho del administrador general, León Somenson.

También pusieron la lupa sobre unas cuantas facturas de la Cooperativa de Trabajo Ave Fénix Limitada, cuyo domicilio legal es Calle 34 Nº 351 de Pedro Luro, casualmente un inmueble que pertenece al CORFO y que había sido cedido a Eval para que allí viviera.

En su descargo, el mencionado Someson dijo por escrito que Eval no tiene vínculo con la cooperativa, sin embargo en una declaración jurada del 2019, declaró que prestaba trabajo como asesor contable para esa organización desde el año 2017.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

6 + 4 =