Denunciaron un derrame de petróleo en el estuario de Bahía Blanca

0
382

La Estación de Rescate de Fauna Marina Guillermo Fidalgo denunció un derrame de petróleo en el estuario de Bahía Blanca.

Fue el miércoles 27 de diciembre, según la organización, proveniente de una monoboya de la petrolera Oil Tanking Ebytem S.A. de Puerto Rosales.

Las imágenes fueron tomadas por el pescador artesanal Natalio Huerta, quien también logró documentar el momento en que un buque mercante informaba del derrame a la Prefectura Naval Argentina.

“Las manchas de crudo habrían afectado sectores sensibles para muchas especies vulnerables de la fauna marina de la Reserva Natural Bahía Blanca, Bahía Falsa y Bahía Verde. Personal de la Estación de Rescate (ERFAM), junto a un inspector de Control y Fiscalización Ambiental, y el personal de Áreas Protegidas del Ministerio de Ambiente provincial, intentamos llegar al área afectada, pero sin éxito por las malas condiciones meteorológicas”, explicaron.

Oil Tanking integra el Sistema Nacional de Preparación y Lucha contra la Contaminación por Hidrocarburos y otras Sustancias Nocivas y Sustancias Potencialmente Peligrosas (PLANACON).

Desde la Estación aseguran que la petrolera no activó el PLANACON para contener a tiempo el derrame y evitar impactos ambientales graves en el estuario.

“Hemos solicitado que se investigue en detalle este hecho brindando las evidencias recopiladas y que, en caso de demostrarse su responsabilidad, sea sancionada y se haga cargo de la mitigación de daños. Vemos con preocupación lo sucedido. Hechos similares eran parte de viejos recuerdos que rememoraban el accionar de una industria que creíamos estaba sujeta a estándares ambientales de los más altos”, dijo Pablo Petracci, Director ERFAM.

Conocido el hecho, el portal El Rosaleño, de Punta Alta, hizo la consulta a la compañía y recibió respuesta:

“Al respecto de la consulta informamos que con fecha 27 de diciembre de 2023 a las 15:45 hs. se activó el Plan de Contingencias para Derrames de Hidrocarburos en el Agua (PLANACON) mediante aviso a Prefectura Naval Argentina (PNA), Distrito Bahía Blanca. Esto ocurrió luego de que, tal como se informara a PNA, durante el amarre del Buque Cabo Sounión y este sin haber iniciado operaciones (el buque no tenía sus mangueras de bombeo conectadas), se detectara una oleosidad. Esto motivó la suspensión del amarre, previo barrido de la línea marítima y posterior inspección de las instalaciones”.

“Habiendo recibido el informe del estado de la instalación submarina de la monoboya “Punta Ancla”, se detectó un esfuerzo sobre una de las bridas de conexión al extremo de la manguera submarina, que podría haber causado la pérdida de contención primaria temporal de petróleo crudo, posiblemente por una sobrecarga en el cabo de amarre desde el buque”.

“Sin perjuicio de la investigación se realizaron trabajos de contención y control de la oleosidad por medio de barreras y booms absorbentes a cargo de la empresa contratista CINTRA”.

“Durante todo momento Oil Tanking estuvo en contacto y a total disposición de las autoridades, para informar sobre lo ocurrido. Asimismo, continúan adelante las tareas del plan de remediación”.